Migraña en Monterrey

Asesoría especializada. Acompañamiento constante. Instalaciones adecuadas.

Utilidad de la Escala Visual Analógica en la migraña

La escala visual analógica (VAS, por sus siglas en inglés) es una herramienta que permite evaluar la intensidad del dolor de forma objetiva para la toma de decisiones en el tratamiento de una persona con migraña

La migraña es un trastorno neurológico crónico que se caracteriza por la presencia de cefaleas que suelen aparecer de un solo lado de la cabeza, de tipo pulsátil y pueden acompañarse de náusea, vómito, fotofobia (sensibilidad a la luz) y fonofobia (sensibilidad al sonido). Este trastorno se asocia frecuentemente con reducción en la calidad de vida durante y posterior a los episodios de dolor por lo que el control de los síntomas es imprescindible para que la persona mantenga su funcionalidad y pueda realizar efectivamente sus actividades de la vida diaria

En general, el dolor es una experiencia subjetiva que puede ser difícil de evaluar de forma confiable y precisa por lo que se han desarrollado escalas que permiten una valoración más objetiva con la finalidad de detectar cambios en el nivel y tipo de dolor a lo largo del tiempo o como respuesta a un tratamiento. La escala visual analógica ha demostrado ser un instrumento con adecuada sensibilidad para detectar cambios en la intensidad del dolor en los pacientes con migraña. 

Al evaluar el dolor en un paciente con migraña es importante valorar no sólo la intensidad del dolor, sino la frecuencia, duración y discapacidad asociados. De acuerdo a investigaciones gran parte de los pacientes con migraña pueden no estar con un tratamiento óptimo por lo que la valoración del dolor en cada consulta es esencial para lograr un tratamiento del dolor exitoso

¿Cómo funciona la escala visual analógica?

La escala de VAS es una herramienta escrita. Cuando se quiere estudiar la intensidad de dolor con esta escala, el paciente indica la intensidad al trazar una marca sobre una línea continua que mide 100 mm, siendo que 0mm corresponden a nada de dolor y 100 mm al peor dolor imaginable. El puntaje se determina midiendo la distancia desde un extremo de la línea hacia la marca trazada por el paciente. Típicamente se puede considerar que el dolor es leve si la puntuación es menor a 30mm, moderado entre 40 y 70mm o severo si es igual o mayor a 80mm.

Para utilizar esta escala se tiene que entender que el VAS representa un continuo de dolor, es decir, no sólo se pone como “leve, moderado o severo” sino que permite una mayor opción de representar al dolor, lo que permitiría notar incluso cambios pequeños en el tratamiento. 

Una de las desventajas de la escala de VAS es que la valoración del dolor puede depender de una experiencia previa, ya que “el peor dolor imaginable” puede ser un umbral diferente para cada persona. Esto debe de tomarse en cuenta puesto que las personas que han experimentado una cefalea descrita como “la peor de su vida”, posteriormente pudieran tener una cefalea de aún mayor intensidad y en retrospectiva la cefalea previa no sería marcada en los 100 mm. Por esta razón, la escala VAS puede ser no la adecuada para comparar a dos individuos con migraña, sino que puede ser de mayor utilidad como seguimiento de la cefalea de un mismo paciente. 

Igualmente, la herramienta se puede utilizar en casa para el registro de síntomas previos a una consulta para determinar si la cefalea tiene algún patrón o se asocia a otros factores que puedan ser modificados. Esto permite que el paciente sea consciente de la fluctuación de sus síntomas, involucrándose de forma activa en el manejo de su propia enfermedad. 

Los objetivos del tratamiento en cada paciente serán diferentes y no deben basarse solo en la intensidad del dolor, sino que se debe de tomar en cuenta el grado de discapacidad y la afectación en la calidad de vida. Sin embargo, si un médico nota que un paciente persiste sin cambios respecto a la intensidad de dolor en la escala de VAS a pesar del tratamiento con algún fármaco, es muy probable que se tome la decisión de escalar a otro esquema terapéutico para mejorar los resultados. 

¿Cuáles son sus componentes de medición?

  • Instrucciones al Paciente:

Se le pide al paciente que marque en la línea el punto que representa su nivel de dolor actual.

  • Interpretación:

La marca se mide desde el extremo izquierdo de la línea hasta el punto que el paciente señaló. Esta medición en milímetros proporciona una cuantificación numérica del dolor, de 0 a 100, donde 0 es ningún dolor y 100 es el peor dolor imaginable.

Ventajas de la EVA:

  • Sencillez: Es fácil de administrar y entender tanto para pacientes como para profesionales de la salud.
  • No Verbal: Es útil en situaciones donde la comunicación verbal puede ser limitada.
  • Personalizada: Permite a los pacientes expresar su percepción del dolor de manera más matizada que con opciones categóricas simples.

Limitaciones:

  • Subjetividad: La percepción del dolor es altamente subjetiva y puede ser influenciada por factores emocionales y psicológicos.
  • Variabilidad: Puede haber inconsistencias en la manera en que diferentes pacientes interpretan y responden a la escala.

La EVA es ampliamente utilizada en la práctica clínica y en investigación para evaluar la eficacia de tratamientos y para monitorizar la evolución del dolor en condiciones crónicas como la migraña. Su simplicidad y capacidad para proporcionar una medida instantánea y comprensible del dolor hacen que sea una herramienta valiosa en el manejo del dolor.

Causas de la Migraña

Las causas exactas de la migraña no están completamente entendidas, pero se cree que involucran cambios temporales en los químicos, nervios y vasos sanguíneos del cerebro. Aquí se presentan varios factores que se consideran relevantes:

  1. Genética: La migraña tiene un componente hereditario fuerte. Si una persona tiene familiares cercanos con migraña, hay una mayor probabilidad de desarrollarla.
  2. Desequilibrios Químicos: Alteraciones en niveles de ciertos neurotransmisores, como la serotonina, pueden desempeñar un papel importante. Los cambios en los niveles de serotonina pueden afectar la manera en que el cerebro reacciona a los estímulos que normalmente no provocarían dolor.
  3. Factores Desencadenantes Ambientales y de Estilo de Vida: Estos incluyen el estrés, cambios en el patrón de sueño, ciertos alimentos y bebidas, condiciones meteorológicas y hormonales (por ejemplo, menstruación en mujeres).
  4. Sistema Nervioso Central: Se cree que las personas con migraña pueden tener ciertas áreas en el cerebro más reactivas que afectan la forma en que se procesan el dolor y otros estímulos.

Síntomas de la Migraña

Los síntomas de la migraña varían entre individuos y durante los ataques. Los más comunes incluyen:

  1. Dolor de Cabeza: El dolor suele ser pulsátil o palpitante, y comúnmente se localiza en un lado de la cabeza, aunque puede afectar ambos lados o moverse.
  2. Sensibilidad a la Luz y al Sonido: Durante un episodio, puede haber una mayor sensibilidad a la luz (fotofobia) y al sonido (fonofobia).
  3. Náuseas y Vómitos: Estos síntomas son comunes y pueden empeorar el malestar general durante un ataque.
  4. Aura: En aproximadamente un tercio de las personas con migraña, se presentan síntomas neurológicos transitorios conocidos como aura antes o durante el dolor de cabeza. Estos pueden incluir alteraciones visuales (como destellos de luz o zonas ciegas), sensaciones de hormigueo o debilidad en el cuerpo, y dificultades para hablar.
  5. Problemas Cognitivos: Dificultades para concentrarse o realizar tareas cotidianas son comunes durante un ataque de migraña.

Es fundamental abordar la migraña con un enfoque holístico, considerando tanto las opciones de tratamiento médico como las modificaciones en el estilo de vida para gestionar los síntomas y reducir la frecuencia de los ataques.

En conclusión, la escala visual analógica puede ser utilizada por médicos y pacientes para valorar la intensidad del dolor en la migraña, puesto que su uso es sencillo y práctico. Se trata de una herramienta fiable y validada para su uso en esta enfermedad, lo que facilita determinar si se requieren o no ajustes en el tratamiento para mejorar el dolor. 

Teléfono
81 2089 2244
ó
ó
También puedes enviarnos un mensaje por WhatsaApp para agendar tu cita.

Descubre nuestros artículos más recientes