Migraña en Monterrey

Asesoría especializada. Acompañamiento constante. Instalaciones adecuadas.

PedMIDAS: Escala para evaluar la migraña en niños

La migraña es un trastorno neurológico común que afecta a personas de todas las edades, incluidos los niños. Aunque a menudo se asocia con adultos, la migraña en niños es más común de lo que se suele pensar. 

La PedMIDAS es una herramienta diseñada específicamente para evaluar la discapacidad asociada con la migraña en niños y adolescentes. Consiste en un cuestionario breve que se administra al paciente o a los padres para evaluar cómo la migraña afecta la vida diaria del niño en términos de actividades escolares, sociales y recreativas.

Sirve para evaluar el impacto funcional de la migraña en la vida diaria del niño, lo que puede ayudar a guiar el tratamiento y medir la eficacia de las intervenciones. Se utiliza mediante la asignación de puntos a diferentes actividades basadas en la frecuencia y la gravedad de los síntomas experimentados por el niño.

La PedMIDAS se utiliza en la consulta médica para evaluar la gravedad de la migraña y establecer objetivos de tratamiento. Incluye ítems relacionados con actividades como la escuela, el trabajo, las actividades sociales y el tiempo libre, con preguntas específicas sobre la frecuencia y la gravedad de los síntomas durante un período de tiempo determinado.

Los resultados de la PedMIDAS se interpretan asignando una puntuación total que refleja la discapacidad relacionada con la migraña. Cuanto mayor sea la puntuación, mayor será la discapacidad. Estos resultados pueden ayudar al médico a determinar la gravedad de la migraña y ajustar el plan de tratamiento en consecuencia.

¿Cuáles son los componentes de medición de la PedMIDAS?

La PedMIDAS (Pediatric Migraine Disability Assessment) es una herramienta diseñada para evaluar el impacto que la migraña tiene en la vida diaria de los niños y adolescentes. Este instrumento de medición se compone de varios componentes que permiten obtener una visión integral de la discapacidad asociada con la migraña en esta población:

  • Frecuencia de la migraña:

Este componente evalúa la cantidad de días en los que el niño o adolescente experimenta migraña durante un período de tiempo específico, generalmente durante un mes.

  • Gravedad de la migraña:

Se refiere a la intensidad de los síntomas de la migraña experimentados por el paciente. Esto puede incluir la severidad del dolor de cabeza, así como la presencia de síntomas adicionales como náuseas, vómitos, sensibilidad a la luz y al ruido, entre otros.

  • Duración de los episodios de migraña:

Este componente evalúa cuánto tiempo duran los episodios de migraña en cada ocasión que ocurren.

  • Discapacidad funcional:

Es uno de los aspectos centrales de la PedMIDAS y se refiere al impacto que la migraña tiene en las actividades diarias del niño o adolescente. Esto puede incluir la capacidad para asistir a la escuela, participar en actividades sociales, realizar actividades físicas y cumplir con las responsabilidades familiares.

  • Medidas de recuperación:

Evalúa la rapidez con la que el niño o adolescente se recupera de los episodios de migraña y puede volver a realizar sus actividades normales después de un ataque.

En conjunto, estos componentes permiten obtener una imagen completa de la discapacidad asociada con la migraña en niños y adolescentes, lo que a su vez ayuda a los profesionales de la salud a desarrollar estrategias de tratamiento y manejo adecuadas para mejorar la calidad de vida de los pacientes.

Migraña en pacientes pediátricos

La migraña es un tipo de dolor de cabeza recurrente que se caracteriza por un dolor pulsátil intenso, a menudo unilateral y acompañado de síntomas como náuseas, vómitos, sensibilidad a la luz y al sonido. En los niños, la migraña puede presentarse de manera similar a como ocurre en los adultos, pero también puede manifestarse de manera diferente, como dolores de estómago recurrentes.

¿Cómo se manifiesta la migraña en niños?

Los niños pueden tener dificultades para expresar sus síntomas, lo que dificulta el diagnóstico de la migraña. Algunos niños pueden experimentar aura visual o sensorial antes del inicio del dolor de cabeza, mientras que otros pueden tener síntomas gastrointestinales predominantes, como dolor abdominal, náuseas y vómitos.

La migraña en niños puede manifestarse a través de:

  • Dolor de cabeza intenso: Similar al de adultos, puede ser unilateral o bilateral.
  • Náuseas y vómitos: A menudo acompañan al dolor de cabeza.
  • Sensibilidad a la luz y al sonido: Fotofobia y fonofobia son comunes.
  • Aura: Algunos niños experimentan cambios visuales o sensoriales antes del dolor de cabeza.
  • Cambios en el comportamiento: Irritabilidad, agitación o tristeza pueden ser señales.

Los niños pueden tener dificultades para comunicar sus síntomas, expresándolos a través de comportamientos como buscar refugio en lugares oscuros o buscar consuelo. Los episodios pueden variar en duración y frecuencia. Es fundamental que los padres estén atentos a estas señales y busquen atención médica si tienen preocupaciones.

¿Qué tan común es la migraña en niños y por qué sucede?

La migraña afecta aproximadamente al 10% de los niños en edad escolar y puede ser más común en aquellos con antecedentes familiares de migraña. Las causas exactas de la migraña en niños no están completamente comprendidas, pero se cree que están relacionadas con factores genéticos, cambios hormonales, desencadenantes ambientales y cambios en la química cerebral.

Los factores de riesgo para la migraña en niños incluyen antecedentes familiares de migraña, género (las niñas son más propensas que los niños a experimentar migraña) y ciertos desencadenantes como el estrés, la falta de sueño, los cambios hormonales y ciertos alimentos o bebidas. La migraña puede manifestarse en la infancia y empeorar durante la adolescencia.

Tratamiento de la migraña en niños

El tratamiento de la migraña en niños puede incluir medidas de estilo de vida, medicamentos agudos para aliviar los síntomas durante un episodio de migraña y medicamentos preventivos para reducir la frecuencia y la gravedad de los ataques. Es importante el seguimiento con el especialista para desarrollar un plan de tratamiento individualizado para cada niño, teniendo en cuenta la gravedad de los síntomas y los posibles efectos secundarios de los medicamentos.

El pronóstico de la migraña en niños suele ser variable. Algunos niños experimentan una disminución en la frecuencia e intensidad de los episodios con la edad, mientras que otros pueden continuar teniendo migrañas en la edad adulta. La identificación temprana, el tratamiento adecuado y la adopción de medidas de estilo de vida saludables pueden ayudar a mejorar el pronóstico y la calidad de vida del niño afectado.

Teléfono
81 2089 2244
ó
ó
También puedes enviarnos un mensaje por WhatsaApp para agendar tu cita.

Descubre nuestros artículos más recientes